Somos muchos los que proponemos propósitos de año nuevo, muchos de nosotros tenemos por delante retos académicos ya sean formales o no. Ya sea tu meta de crecimiento aprender una nueva habilidad, un idioma, avanzar en tus estudios formales o comenzar una nueva ruta de aprendizaje por tu cuenta, es importante que consideres algunos aspectos importantes para tener éxito. Estas reflexiones podrían hacerte cambiar la manera en la que concibes tu propio proceso de aprendizaje. ¿Quieres saber cuáles son estas? ¡Sigue leyendo!

El proceso de enseñanza aprendizaje va en dos vías. La enseñanza es una actividad mediante la cuál un maestro o instructor transfiere conocimientos hacía un público. Por otro lado, el aprendizaje es esa actividad que buscan los estudiantes al someterse voluntariamente a recibir una enseñanza. Es interesante entender estos elementos para comprender que este proceso es un proceso de comunicación, dónde existe un emisor, un mensaje, un canal y un receptor. A su vez nos permite entender que este proceso tiene dos actores muy importantes, por un lado, el receptor (el estudiante) y por otro lado el emisor (el maestro).

Dentro de este proceso, el maestro tiene un papel muy importante: encontrar la forma de lograr de la forma más efectiva el aprendizaje de sus estudiantes. Esta es una tarea que implica hacer la mejor búsqueda de las fuentes del conocimiento que se tiene cómo objetivo desarrollar. A su vez se espera en el educador una participación activa en el desarrollo de las estrategias didácticas mas efectivas y variadas. También debe tener en consideración la elaboración de estrategias de evaluación tanto para determinar el nivel de progreso de sus estudiantes dentro del proceso, como para permitirle al estudiante mejorar en aquellas áreas que encuentre débiles. Estas tareas se engloban dentro de la más importante: garantizar un ambiente propicio para que el estudiante desarrolle su propio conocimiento.

En este contexto, el estudiante tiene que tener también un papel activo dentro del proceso. El factor actitudinal es de suma trascendencia para que se alcancen los objetivos de aprendizaje esperados. Esto implica que debe poseer un interés genuino sobre el objeto en el que se le instruye ya que el objetivo del estudiante es aprenderlo. Cuando alguien tiene un alto grado de interés e involucramiento sobre un tema en particular busca por su propia cuenta, tiene iniciativa y se encuentra auto motivado. Estas son las condiciones más propicias, aquellas en las que se estudia con deseos de aprender y no por que se tenga una obligación de hacerlo.

Siendo entonces la motivación el verdadero motor que permite alcanzar los objetivos. Tanto el maestro debe estar altamente motivado para cumplir con su parte, como el estudiante debe estar altamente motivado para cumplir con la suya. La motivación puede ser de dos tipos, la motivación extrínseca que viene de fuera y la motivación intrínseca que viene de dentro. Aquí es dónde hablamos de la auto motivación, si bien el maestro debe construir situaciones dónde el estudiante se pueda sentir motivado aportando de esta manera la motivación extrínseca, el estudiante tiene la responsabilidad de auto motivarse para crear esa sinergia del proceso de enseñanza aprendizaje que converge en la verdadera obtención del aprendizaje para la vida.

Así las cosas, si queremos definir como propósito de año nuevo el objetivo del aprendizaje, debemos considerar estrategias que nos permitan lograrlo. Una de estas estrategias es aquella a la que me gusta llamar: ir más profundo. Todo conocimiento se compone de otros previos, saber más acerca de aquellos temas que nos interesan debemos buscar otras fuentes. Aprender sobre lo que han dicho sus detractores y conocer otros puntos de vista para alcanzar un panorama más amplio. Aquello que algunos llaman: mirar la imagen completa. Es de suma importancia tener en consideración que para hacer esto bien debemos buscar siempre fuentes verificables y evitar aquellas que no lo sean.

Pero conocer más es solamente una parte, además es importante usar ese conocimiento. Para concretar aquellos conocimientos que hemos obtenido debemos usarlos. Ya que solo al usar el conocimiento podemos saber que realmente funciona, que realmente vale la pena. Para esto debemos poner en práctica aquello que hemos aprendido. Sin importar que aquello que estés aprendiendo sea meramente teórico, busca como ponerlo en práctica, escribe artículos, crea discusión con otros que conozcan de lo mismo. Usa tu conocimiento, eso creará estructuras mentales mucho más solidas que solo conocer de un tema con profundidad teórica.

De acuerdo, has profundizado y también has llevado los conocimientos a la práctica. ¿Qué sigue? Ahora puedes llevar las cosas más allá enseñando de aquello que has aprendido o investigando temas paralelos a dicho conocimiento para mezclarlo y crear algo nuevo basado en tus propias conclusiones. Siembre hay algo más en todo lo que aprendemos, desde mayor grado de detalle hasta variantes interesantes que puede no estemos teniendo en consideración. ¿Por qué no hasta crear conocimiento o prácticas originales mejorando el método ya conocido?

La discusión siempre es una manera efectiva de permear el conocimiento y ponerlo en ejecución. Conocer a otras personas del área en la que estas interesado es una manera efectiva de mejorar tus horizontes, crear relaciones con otros y crecer en cualquiera que sea el campo de estudio que estas conociendo. La discusión con expertos y con otros estudiantes siempre será de alto grado de beneficio para aquel que esta aprendiendo de algo en particular. Esta práctica de hecho te ayudara a mantenerte altamente motivado, ya que en un buen argumento corriges, te corrigen y también te auto corriges al conocer nuevos puntos de vista.

Ahora conoces todo lo que hace falta para llevar tu propio proceso de formación a otro nivel. Lo único que hace falta es que comiences. ¿Aún no has empezado con tu proceso de formación? ¿Aún no comienzan las clases? ¡Vuélvete protagonista de tu propio aprendizaje y comienza desde ya a investigar, crea contexto y permítete ser excelente en lo que sea que quieres aprender!

Conozca al autor
Jherom Chacón Vega Ing Ingeniero en sistemas y Docente. Analista de sistemas y desarrollador de software. Geek, maker y tecnólogo apasionado.

Sobre El Autor

Ingeniero en sistemas y Docente. Analista de sistemas y desarrollador de software. Geek, maker y tecnólogo apasionado.

Artículos Relacionados